Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
-
ESPECIAL IV ANIVERSARIO
Héctor Daza, CEO del broker de seguros Aon Risk Services, también estuvo en la edición aniversario de Pool Económico para analizar la situación y las perspectivas del negocio asegurador.
1 de enero de 2007
Héctor Daza, CEO del broker de seguros Aon Risk Services, también estuvo en la edición aniversario de Pool Económico para analizar la situación y las perspectivas del negocio asegurador.
Según la Superintendencia de Seguros de la Nación, en los últimos 12 meses (de agosto de 2005 a agosto de 2006) las ventas totales de las aseguradoras llegaron a los 16.403 millones de pesos, superando en un 9,8 por ciento la cifra de los 12 meses anteriores. Para Daza la producción subió más que eso: "Nosotros este año estamos creciendo cerca de un 35 por ciento. La producción del año pasado era 12 mil millones de pesos. Contra 16 mil, es bastante más que el 9 por ciento. No me cierra el porcentaje. Está bien que son las cifras oficiales, pero falta algo en el análisis. Con la venta de autos que hubo, con el aumento de la construcción y del volumen de las empresas, nosotros tuvimos un crecimiento con los aumentos de salarios en los riesgos de trabajo. Entonces, pudo haber bajado algo la tarifa de granizo y los grandes riesgos que están muy competitivos, salvo energía que sigue subiendo, pero no hubo caídas muy grandes y creo que la producción tiene que haber subido arriba de un 20 por ciento.
Con respecto a las tarifas, Daza dijo que "hay una guerra despiadada" entre compañías: "La semana pasada cotizamos un riesgo grande de riesgos de trabajo y entre el precio más barato y el más caro había un 60 por ciento de diferencia, en una empresa con una siniestralidad alta. Y en autos se encuentra cualquier cosa. Uno no puede entender cómo salen algunos números que parecen más de teléfono que una cotización técnica", ironizó.
Daza también habló de los resultados del sector y del rol de control de la Superintendencia de Seguros: "El resultado técnico del mercado en los últimos 10 años fue negativo. Todo el mercado en conjunto perdió plata en los últimos 10 años. Yo estuve en la Superintendencia en 1977 y cuando discutíamos estas cosas yo decía que la Superintendencia no debe poner normas que no puede controlar y, en segundo lugar, que lo que tiene que controlar es la solvencia de la empresa y que sus índices de liquidez y financieros sean los suficientes como para atender los reclamos de los siniestros de los clientes. Creo que la Superintendencia debería hacer eso. No debería ponerse a regular tarifas ni a controlarlas. Si una compañía tiene sus números, bien; y si está por debajo de los indicadores tiene que presentar un plan de ajuste. Si no lo presenta o no lo cumple, debe cerrarse", enfatizó.
Daza finalizó dando su opinión sobre la nueva norma de la Super que subió los capitales mínimos: "Los capitales mínimos altos ayudan a que el mercado asegurador mejore y lo obliga a tener más producción. Eso mejora la solvencia de las compañías y protege al asegurado", dijo.