Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
ESCENARIO ACTUAL
Seguros de Retiro
El gran dilema: las aseguradoras de Retiro tienen una tasa de corto plazo a la vez que un pasivo de largo plazo. “Yo tengo que invertir mis activos por 30, 60 ó 90 días, cuando en realidad tengo un pasivo de 30 años. Ese es un gran riesgo y un serio problema en términos de administración de inversiones”, dijo Eneas Collado, gerente general de San Cristóbal Retiro, en Pool Económico.
26 de junio de 2008
Pool Económico analizó la actualidad del negocio de seguros de Retiro. Para eso convocó a Eneas Collado, gerente general de San Cristóbal Retiro, compañía que cumplió 20 años desde su fundación.

Pool Económico: ¿Cómo lo festejaron y qué balance hacen?

Collado: Fue el pasado 26 de mayo y en lugar de hacer el tradicional agasajo a la gente allegada a la compañía, hemos decidido hacer donaciones a la comunidad que nos vio nacer: la ciudad de Rosario. Hemos donado elementos médicos a cuatro centros de salud pediátricos que están en las afueras de la ciudad. Esto fue consensuado con el gobierno municipal. El objetivo fue aliviar las prestaciones de los centros que están en las zonas urbanas de la ciudad. Esa fue nuestra colaboración.

Pool Económico: Entrando al negocio, luego de la crisis del 2002 los productos de Retiro sufrieron bastante. ¿Cómo está impactando en el negocio la crisis actual?

Collado: Toda crisis que golpea a la confianza impacta bastante en los productos de seguros de Retiro porque, básicamente, están fundados en el largo plazo y en la confianza en los operadores. Nosotros ya tuvimos la crisis del ’89-’90, con el plan Bonex, que nos golpeó duramente. En ese momento nos fueron cambiados los plazos fijos por Bonex (bonos externos emitidos por la República Argentina). Nuestra compañía perdió el 30 o el 35 por ciento del valor de sus activos. Cerramos la compañía el último, día hábil de 1989, con 100 pesos. A los pocos días, se reabren las operaciones normales (luego de dos o tres días de feriado bancario y cambiario) y nuestros activos valían 65 pesos. Luego fue la crisis 2001-2002. En ambos casos, la compañía respondió a todos sus compromisos con planes de financiamiento, con una restructuración de los compromisos asumidos con los asegurados. En esta ocasión no se produjo un quiebre de los contratos.

Pool Económico: El negocio de Retiro venía bien, creciendo un 20 por ciento anual, aproximadamente.

Collado: El negocio de Retiro hay que dividirlo en dos negocios: Retiro Individual o Voluntario, que es aquel por el cual uno hace constituir su propio fondo. Ese es el más complicado de vender y el que sufre mucho los embates de esta crisis. Y el otro es el obligatorio, regulado por la ley 24.241 y la 24.557. Este sigue funcionando, con un imparto de la crisis en los valores de las cuotapartes o los valores que nos transfieren las AFJP y ART, pero no más que eso. Ahí sí esto empalma con una cuestión de administración de inversiones. Esta crisis, con tasas de corto plazo subiendo -que es básicamente la tasa que toma la Superintendencia como tasa testigo (tasa encuesta)- y unos pasivos de largo plazo, genera una dificultad para el administrador de estos fondos. Este negocio tiene pasivos de largo plazo -las rentas vitalicias- y activos regulados por una tasa de corto plazo. Ahí se produce el gran problema que estamos teniendo en este momento.

Pool Económico: Desde el 1º de enero rige una resolución que creó un Producto Único para las Rentas Vitalicias Previsionales (RVP). Cuando una persona se jubila, puede elegir entre el retiro programado en su AFJP o comprar una RVP. Lo que hizo esta regulación fue fijar determinadas normas para que todos los productos que ofrecen las aseguradoras de Retiro sean comparables entre sí (que no haya la disparidad que había). Este escenario de monoproducto es complejo para las aseguradoras porque se ha fijado, por ejemplo, un costo administrativo. ¿Qué impacto ha tenido?

Collado: Antes del monoproducto, cada compañía tenía su plan o su producto para vender al mercado y todas tenían transferencias y tasas de gastos distintas. Esos eran los dos elementos que diferenciaban los productos. A partir del monoproducto se unificó en 1,65 por ciento como tasa de gastos anual y una transferencia de rentabilidad mínima del 60 por ciento. De ahí para arriba cada compañía puede conceder la participación de rentabilidad que le parezca para mantener su producto competitivo en el mercado.
Todo esto le ha dado transparencia al mercado. El asegurado es el primer beneficiado porque todos comparan sobre bases medianamente homogéneas. Ha introducido un elemento de sana competencia en el mercado de RVP.
Recordemos la reforma previsional de 2007 (26.222). La misma daba la opción de cambiarse al sistema de Reparto o mantenerse en el de Capitalización. Además, determinó la obligación de pasarse a aquellos cuyos fondos acumulados (y de acuerdo a la edad) eran menores de 20 mil pesos.
Esta reforma produjo un impacto en las jubilaciones. Ha diferido el tema de jubilaciones. La gente con edad más avanzada y con pocos fondos han pasado al Estado y ese es, básicamente, el mercado que han perdido las compañías de Retiro.

Pool Económico: Lo del monoproducto es interesante y necesario para el asegurado. Pero ¿cuál es el escenario de las aseguradoras de Retiro?

Collado: El gran dilema planteado al día de hoy -y que estimo coyuntural por la crisis que estamos sufriendo- es que tenemos una tasa de corto plazo -la tasa encuesta que se usa para actualizar nuestros pasivos - a la vez que un pasivo de largo plazo. Uno se encuentra con una decisión a tomar muy compleja: tengo que invertir mis bienes o activos por 30, 60 ó 90 días, cuando en realidad tengo un pasivo de 30 años. Ese es el gran riesgo que tienen las compañías de seguros, que es un riesgo reglamentario. Es muy difícil decir cuál es la tasa que representan a este riesgo de largo plazo. Hoy tenemos este problemita en términos de administración de inversiones.

Pool Económico: ¿Qué posibilidades hay de encontrar instrumentos que puedan calzar mejor con el producto?

Collado: Hoy estamos funcionando con instrumentos de corto plazo. Básicamente, plazo fijos y fideicomisos. Hay carteras viejas, cerradas, que tienen su anclaje con activos de largo plazo. También tenemos muchos bonos en cartera. En manos del órgano de control hay criterios de evaluación para poder sostener esto, en virtud de que no hay en vista un default -en términos de que el Estado vaya a dejar de pagar sus deudas-. Estimamos que la Súper tiene un rol preponderante de acompañar al mercado en esta crisis.