Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
REFORMA PREVISIONAL
Autónomos: ¿Reparto o capitalización?
“Si no se tienen al menos 30 años de aportes como autónomo, el sistema de reparto no paga nada, ni la mínima. El de capitalización, en cambio, siempre va a pagar algo, porque el saldo de la cuenta, al menos, es del aportante”, señaló Daniel Marcu en Pool Económico.
13 de diciembre de 2007
Vence el plazo para que los afiliados a las AFJP opten por permanecer en el sistema privado o pasar su aporte al sistema estatal de reparto.
Para analizar las principales características de la reforma previsional, Pool Económico convocó a Daniel Marcu, titular de Marcu & Asociados.

Marcu: El 31 de diciembre, en principio, termina la opción. Digo “en principio” porque en este país nunca se sabe. Hubo algún rumor de postergación, pero ya se dijo que no. No se justifica una postergación porque esto empezó el 12 de abril, o sea que fueron casi nueve meses. Si alguno no tomó la decisión en nueve meses, no la va a tomar nunca. Habría una postergación si el Gobierno creyera que no ha tenido el éxito que ellos querían.
Esta reforma no es estructural, no cambia la esencia del sistema previsional que nació en la década del 90 con Cavallo. Se cambian algunas cosas de cosmética. Algunas son más o menos importantes. La libertad que tiene hoy una persona de trasladarse de capitalización a reparto es algo por lo que siempre bregamos. Siempre pensamos que la competencia es buena. Aquella norma que nació en el 94, que era que alguien que estaba en capitalización no podía volver a reparto, nunca fue justa.

Pool Económico: Era la principal objeción al sistema.

Marcu: Sí. Ahora se ha abierto. Hay dos tipos de limitaciones. Una es el plazo, que vence el 31 de diciembre. Pero cada cinco años se abrirá una ventana. Cuando esto que está en curso termine, la próxima ventana será en 2012.
La otra restricción es por edad. Si bien esta primera vez no hay límite de edad, a partir de 2012 los hombres que tengan entonces más de 55 años y las mujeres de más de 50, no pueden cambiarse de un sistema a otro. Yo siempre dije: para los hombres que hoy tienen más de 50 y las mujeres de más de 45, esta de ahora es la última opción. Dentro de cinco años estarán pasados de plazo. Eso la gente no lo sabe. Hay muchos millones de personas que están en este tramo. Ese es el gran cambio que introdujo la ley nº 26.222.

Pool Económico: Ese es el marco general. ¿Qué otros cambios hubo?

Marcu: El Estado mejora la promesa de prestación que da el sistema de reparto. En vez de 0,85 por año de beneficio, promete 1,5 por ciento por año de beneficio. Eso quiere decir que por cada año que trabajás, tenés una jubilación equivalente al 1,5 del promedio de tus últimos 10 años de salario. Ejemplo: Si tenés 20 años de servicio, tenés 30 por ciento devengado. Con el número anterior hubieras tenido 17 por ciento (0,85 por 20, igual 17 por ciento). Después veremos si el Estado puede cumplir esta promesa, claro.
Otros cambios: Esta ley habilita el libre paso de reparto a capitalización y viceversa (los pone en igualdad de condiciones), mejora las promesas del Estado al 1,5 por año y los indecisos, que antes iban automáticamente a capitalización, ahora van automáticamente a reparto.

Pool Económico: ¿No está sucediendo con esto que el Estado está contrayendo un pasivo hacia futuro muy importante a cambio de un flujo de caja presente?

Marcu: Yo he sido uno de los pocos que alzó la voz. Nadie escucha nada. A nadie le importa nada. Pero hay cosas peores. Este año pasó, por ejemplo, que un millón de autónomos ingresaron, vía una moratoria, al padrón de beneficiarios. El padrón de jubilados a los que les paga el sistema de reparto, históricamente, era de 3.400.000 personas. Ahora estamos hablando de 4.400.000. Un millón de personas entró al sistema, en la moratoria y de cualquier manera, gente a la que habrá que pagarle algún día. Fue una vergüenza. Entró cualquiera, sin poner plata, prácticamente.
Recuerden que, además, el Estado pasó automáticamente, sin opción, a toda la gente que estaba en regímenes especiales (docentes, jueces, etc.). También pasaron de prepo todos los hombres mayores de 55 años y las mujeres mayores de 50 que tenían menos de 20 mil pesos en la cuenta. Eso era como un millón de personas más.
Toda esta gente hoy no está en la masa de jubilados, pero van a estar llegando en los próximos 10 años o menos. Yo estimo que dentro de 10 años vas a tener, aproximadamente, unos 6 millones de jubilados en el país. Atención con esto: La cantidad de aportantes hoy es de 6 millones en total, sumando reparto y capitalización.

Pool Económico: Como política de Estado, es medio suicida.

Marcu: El pasivo en miles de millones de dólares -el existente y el que creó adicional ahora- es fabuloso. El hecho, por ejemplo, de que el Estado haya mejorado la prestación de 0,85 a 1,5 en forma retroactiva (repito: “retroactiva”), también genera mayor pasivo.
Por eso yo digo que cuando una persona toma la decisión de ir a reparto, lo primero que tiene que evaluar es la capacidad de cumplimiento de la promesa del Estado. Es importante que la gente se pregunte si quiere poner todos los huevos en la misma canasta, porque cuando elige pasar a reparto, está 100 por ciento en el Estado. En una AFJP, en cambio, está un poco en reparto y otro poco en capitalización. No existe en la Argentina un sistema 100 por ciento capitalización. Cuando piensa en ir a reparto, tiene que evaluar si el Estado podrá cumplir con lo que promete.
Les doy un par de números. El sistema previsional argentino ya está en un nivel de gasto de 50 mil millones de pesos por año. Hoy el sistema previsional se lleva el 25 por ciento de toda la recaudación impositiva del país (estimada en 200 mil millones). Es una barbaridad. Un sistema que gasta el 25 por ciento de la recaudación de todo el país (y que tiende a gastar más) hace que la gente tenga que preguntarse: Si el Estado tiene dinero, ¿adónde lo va a aplicar? El Estado va a mejorar las jubilaciones mínimas, pero nunca tiende a mejorar las otras. El Estado va a defender como pueda la jubilación mínima porque hoy el 70 por ciento de todos los jubilados está en la mínima ya (hace pocos años había sólo un 30 por ciento). Esto demuestra que el Estado aumenta más la mínima y escasea el dinero para los demás.
La gente que cree que percibirá su jubilación por arriba de la mínima, se tiene que dar cuenta que cualquier política, de cualquier gobierno, será así: Si hay 100 pesos, se repartirán dándole un peso a cada jubilado que esté en la mínima y no dándole 100 pesos a un solo jubilado. Siempre va a haber mejoras hacia la mínima (al menos intentar mantener su poder adquisitivo) y siempre se castigará a los que están por encima de ella, porque es un problema de proporción, de cuánto se gasta.

Pool Económico: Es un dato importante para tener en cuenta. El otro dato relevante está referido a la edad. Contanos.

Marcu: La placa (ver sección INFORMES “Reforma previsional 1”) trata de mostrar cuánto se gana con un año de aporte en un sistema u otro. Eso depende de la edad. Agarremos, por ejemplo, el caso de alguien que hoy tiene 30 años y que gana 2 mil pesos por mes. Supongamos que esta persona aporta un año en una AFJP. Por ese año de aporte gana 3,82 por ciento de su salario como jubilación. En cambio, el Estado le estaría pagando 1,5 por ciento. Como vemos, queda claro que, al menos para esas edades más tempranas, aportar un año en capitalización le genera muchos más beneficios a futuro que aportar un año en reparto.
La otra placa (ver sección INFORMES “Reforma previsional 2”) muestra el ejemplo de dos señores, uno de 30 años y otro de 55. Dice que si un señor de 30 años (que empezó a trabajar a esa edad) elige entrar a reparto, se jubilaría con un proyectado -recordemos que gana 2 mil por mes- de 1.260 pesos. En cambio, si elige el sistema de capitalización, se jubilaría con 1.522, que es un 20 por ciento más, aproximadamente. Quiere decir que hoy una persona de 30 años tendría que elegir capitalización.
Veamos qué pasa con el hombre de 55 años. Supongamos que también empezó a trabajar a los 30 (por lo que ya tiene 25 años de trabajo) y que hoy, a los 55 años, decide pasarse a reparto. En ese caso se jubila con 1.187 pesos. En cambio, si se quedara en capitalización, se jubilaría con 1.070. Le conviene, en un 10 por cieno, pasarse a reparto.

Pool Económico: ¿Qué para con los autónomos?

Marcu: No tienen obligación de optar. Si no lo hacen, nada quedan donde están.

Pool Económico: ¿Los autónomos están en el horno?

Marcu: Sí, bastante. En general, el autónomo no es un aportante regular. La mayoría tiene un trabajo volátil. Veamos: Si no tiene al menos 30 años de aporte como autónomo, reparto no le paga nada. Cero. Ni mínima, ni nada. En capitalización, en cambio, siempre va a cobrar algo, porque el saldo de tu cuenta, al menos, es tuyo. Si yo como autónomo no sé si voy a llegar a los 30 años de aportes, tengo que elegir capitalización. De otra manera, todos mis aportes no sirven para nada.
Otro tema importante para los autónomos. Mi aporte, que equivale a un 32 por ciento de un ingreso teórico, va a mi cuenta de la AFJP. Hasta ahora no iba nada, algo de 5 ó 6 puntos de los 32. A partir de ahora va a ir un poco más porque han bajado las condiciones. De todas maneras en muy poca plata y por eso yo siempre digo: La mayoría de los autónomos (salvo los que hoy estén aportando en la categoría más alta, que igual es ínfimo) van a estar categorizados en la jubilación mínima porque nunca llegarán a generar, ni por un sistema ni por el otro, un haber que hoy supere los 596 de jubilación mínima.
En la medida que vos tengas 30 años de aportes, tenés la garantía de jubilación mínima, en cualquiera de los dos sistemas. No importa por dónde te jubilás ya que este es un sistema integrado de jubilaciones y pensiones. No importa si sos un jubilado que terminó su vida en reparto o en capitalización, la protección de jubilación mínima te sirve igual. Esto quedó muy claro en la nueva legislación.
Entonces, el autónomo primero debe preocuparse por saber si llega a los 30 años de aportes. Recordemos: Si no llega, no tiene derecho a nada, salvo lo que tiene acumulado en la AFJP que es de él.
Yo, como autónomo, estaría en capitalización porque, si no llego a los 30 años, igual me sirve, y si llego, igual voy a estar en la mínima y por cualquier de los dos sistemas voy a cobrar eso.
Resuelto el problema.

Pool Económico: Los fondos que están en la AFJ, ¿están manteniendo su poder adquisitivo?

Marcu: Por suerte, después de la crisis 2001-2002, el país volvió a recuperarse y los fondos que están en las administradoras han tenido una performance acorde a la del país.
Hoy la rentabilidad nominal anual de las administradoras es del 15 por ciento anual, y real (por encima de la inflación del 9 por ciento anual y real). Supera al 5 por ciento aquel con el que hacíamos las estimaciones. ¿Esto se podrá mantener en el futuro? Nadie lo puede garantizar.
El valor cuota de las AFJP, que mide la rentabilidad, en los últimos 5 ó 6 años se triplicó. Aumentó 250 por ciento. Por ejemplo, un jubilado que se retiró con retiro programado -que tiene 100 por ciento de la AFJP y se ajusta por la cuota-, si cobraba 1000, hoy cobra 3500. Lo ajustan por el valor cuota que es la rentabilidad. Ese señor fue el único que le ganó a la inflación, que nadie sabe de cuánto es, pero seguramente no fue del 250 por ciento como el ajuste que dio el valor cuota de la administradora.