Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
-
ECONOMIA: GUSTAVO WURZEL
El economista y director ejecutivo de Aconcagua Partners, consultora especializada en management para bancos, dijo que "si uno no tiene el dinero para comprar una casa, es un momento adecuado para sacar un crédito hipotecario".
1 de enero de 2007
Gustavo Wurzel, economista y director ejecutivo de Aconcagua Partners, consultora especializada en management para bancos, estuvo en la sección Perspectivas de Pool Económico.

Habló del cuadro de situación del sistema bancario en Argentina: "Hubo una mejora significativa en la rentabilidad de la banca. Los datos al año pasado demuestran que, de la banca privada, el retorno sobre los activos fue 2,8 por ciento (que se traduce en un retorno sobre el patrimonio de entre el 15 y el 17 por ciento). Es un número bastante interesante que no se lograba desde hace ya varios años. La banca pública es un poco menor: el retorno sobre los activos fue de 1,5 por ciento, que se traduce en un retorno sobre el patrimonio de entre el 10 y el 15 por ciento", dijo.

Wurzel también habló del sistema de créditos: "Hubo un crecimiento fuerte de los préstamos. En los últimos dos años crecieron un 100 por ciento. Los activos crecieron 23 por ciento y, dentro de eso, los préstamos crecieron un 100 por ciento (préstamos personales, 300 por ciento; hipotecarios; 14 por ciento; créditos prendarios; 150 por ciento). Crecieron los créditos a corto plazo y los créditos para empresas lo hicieron, también, significativamente. Hay que tener en cuenta que muchas empresas no están buscando financiamiento a largo plazo. Recientemente aparecieron en los medios estos estudios sobre la capacidad instalada: muchas empresas están al límite", señaló.

Hay mucha publicidad de los créditos en la calle, pero cuando uno va al banco le dicen que son para vivienda única y que son de hasta 100 mil pesos, entre muchas otras restricciones: "En la realidad -explicó Wurzel-, muchos bancos pusieron estos préstamos como una buena voluntad hacia el Gobierno. Los créditos hipotecarios crecieron poco, sobre todo porque, dado el crecimiento significativo que hubo en los precios de los inmuebles, es difícil que hoy en día, a pesar del aumento de los salarios, la gente pueda aspirar a comprar una vivienda como la que está alquilando actualmente. Los alquileres están aún bajos con respecto al valor de la propiedad. Sin embargo, los precios de los créditos hipotecarios son muy atractivos. El costo financiero total es del 13 por ciento. Es un buen momento, como no hubo en los últimos años", explicó el economista.

Para finalizar, Wurzel dijo: "Si uno tiene el dinero para comprar una casa, yo la compraría. Si no lo tiene, es un momento adecuado para sacar un crédito hipotecario", cerró.