Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
-
ANIBAL FERNANDEZ
En un seminario organizado por El Cronista, el ministro del Interior habló sobre la crisis energética y dijo que "si es necesario se van a romper los contratos internacionales".
1 de enero de 2007
En un seminario organizado por El Cronista, el ministro del Interior Aníbal Fernández habló sobre la crisis energética y dijo que "si es necesario se van a romper los contratos internacionales". También enumeró las medidas que se tomaron para paliar la crisis y desmintió que se traten de un aumento de precios encubierto. Pool Económico estuvo allí y expuso en la edición del 30 de mayo parte de sus declaraciones.

"La primera medida que se tomó fue la resolución 265 de la Secretaría de Energía en la cual primero se suspenden las exportaciones de excedentes, aunque es justo aclarar que no se estaban exportando. También se suspende la resolución 131 que era la que permitía inscribir nuevos contratos de exportación de gas. Se definía un ámbito en el cual se iba a determinar cuánto se necesitaba de gas para poder sostener el consumo domiciliario, el consumo de GNC, el consumo de las contratos no interrumplibles y el consumo para la energía eléctrica. Eventualmente, ante una necesidad de abastecer al mercado en estas condiciones, tendríamos que recurrir forzosamente a interrumpir los contratos internacionales.
La segunda decisión que se toma es la resolución 415 para aquellos que a febrero no se les había tomado aumento, es decir que el Estado los había protegido, llámese residenciales o tarifas P. Se ponía un sistema de incentivos y recargos adicionales. En el caso del gas, se toman los promedios de 2003 para darle categorías a todos. Doy mi ejemplo: en mi caso yo consumí 1.607 durante 2003 y en mi región el promedio es de 1.000. Eso me determina como un R3, que tiene la obligación de bajar un 5 por ciento su consumo. De ahí para arriba pagan un incremento en la tarifa de entre un 20 y un 40 por ciento. Algunos dicen que esto es un aumento de tarifas encubierto. No. El objetivo no es económico. El objetivo es solidario. Necesitamos el metro cuadrado de gas imperiosamente para no caer en una situación más gravosa que la que estamos teniendo en este momento".