Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
-
SEGUROS DE TRANSPORTES
Marimar Aspitia, coordinadora general de la Subsecretaría de Servicios Financieros del Ministerio de Economía, advirtió que "si las aseguradoras exigen mecanismos de seguridad en los transportes, servicio que maneja otro sector, finalmente van a perder el negocio".
1 de enero de 2007
Para hablar sobre cuál es el problema al que se están enfrentando las compañías que brinda seguro de transporte, estuvo en Pool Económico Marimar Aspitia, coordinadora general de la Subsecretaría de Servicios Financieros del Ministerio de Economía.
Las compañías están viendo como se les está derivando un negocio: cada vez hay menor primaje asegurado, y cada vez mayor cantidad de este capital o recurso se les está derivando más a los sistemas de empresas de seguridad para evitar los robos: "la Subsecretaría se encarga del desarrollo del seguro, y respecto del transporte de mercadería vimos dos aspectos. Uno del cual el Estado tiene que ocuparse que es el tema de la seguridad. Por esto la Superintendencia esta trabajando con el Ministerio de Justicia y con la Secretaría de Transporte. También se está viendo qué pasa con el tema de las fronteras (la desaparición de mercaderías cuando cruza la frontera), porque esto afecta la relación con nuestros países vecinos. Se está trabajando con las Cámaras transportistas, con las compañías de seguros y también con toda las Superintendencia de Seguros de América Latina. Por otro lado, hay una parte del sector privado con la que también se puede trabajar y creo que no se está encarando. Habría que darle mayor profundidad al tema del conocimiento que tiene las aseguradoras sobre dónde se producen los siniestros y qué mercaderías se roban más. Esto ayuda a definir las pólizas, ya que no es lo mismo asegurar un transporte se trabaja alrededor de la Capital Federal, donde se producen el 70 por ciento de los robos, que asegurar un transporte de mercadería de Pergamino a alguna ciudad de el interior, donde el riesgo de inseguridad es mucho menor", introdujo Aspitia.
La información sobre la actividad del delito en transportes, según la coordinadora general de la Subsecretaría de Servicios Financieros del Ministerio de Economía, la tiene que producir la propia empresa de seguro ya que eso le serviría para poder tomar mejor los riesgos. El tema es que las aseguradoras exigen muchos sistemas de seguridad a los transportes para dar las pólizas y eso les está costado caro. Según Aspitia, para saber si es necesario "pedir que además de un sistema interconectado satelital, el transporte tenga un auto que acompañe al camión", las aseguradoras tienen que saber, por ejemplo, de qué cargamento se trata. "¿Estamos hablando de un camión que transporta textiles? En esa caso sería válido porque esa mercadería se roba más", dijo. Pero si no estamos hablando de este tipo de mercadería, las exigencias estarían de más.
La consecuencia más grave de este problema es que, como dijo Aspitia, "las aseguradoras se van a quedar sin negocio", ya que están exigiendo mecanismos de seguridad, servicio que maneja otro sector, y "finalmente el productor terminará auto-asegurándose", finalizó.