Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
-
OFERTA DE SEGUROS AGRICOLAS
Roberto Murphy, del broker Norden Brokers, aseguró que "el problema del seguro agrícola en este país no es el precio, sino la disponibilidad de coberturas".
1 de enero de 2007
Para hablar sobre seguros agrícolas y los problemas que enfrentan los productores, Pool Económico convocó a Roberto Murphy del broker de seguros Norden Brokers.
Hoy el 40 por ciento de la superficie sembrada está asegurada. Es un negocio de 300 millones de pesos. Treinta aseguradoras ofrecen las coberturas, aunque hay una fuerte concentración en las 10 primeras que concentran más del 85 por ciento de la producción.
La razón por la cual los productores agrícolas no toman seguros no se relaciona con el precio sino con la oferta: "el problema del seguro agrícola en este país no es el precio, sino la disponibilidad de coberturas, que es escasísima. Las góndolas de las compañías están vacías, o llenas del mismo producto para un commoditie como granizo o algún producto más. Pero multi-riesgos, derivados climáticos, una serie de productos que funcionarían muy bien, no se traen, o se traen muy poco. También hay que entender que el negocio de seguros agrícolas es un negocio de reaseguros. Por los negocios, por las sumas, es muy difícil que las compañías puedan imponer demasiadas condiciones, porque son las reaseguradoras las que fijan las pautas, formas o precios. Digo esto para excluir de la culpa de la oferta a las compañías", introdujo Murphy.
El multi-riesgo que se desarrollo en los 90 trajo pérdidas catastróficas para las compañías, las reaseguradoras. El porcentaje de seguros del multi-riesgo es de un 5 por ciento: "esta tendencia va a aumentar. Multi-riesgo cubre falta o exceso de agua en regiones que no son núcleo (como Pampa húmeda extendida). Todo el cinturón marginal que incluye el Este de La Pampa, necesita un multi-riesgo más que daño directo por granizo y adicionales. Tiene una producción enorme y no están teniendo cobertura. Pero parece que esto va a cambiar", estimó Murphy.
La razón por la cual no hay una oferta más importante es que, según Murphy, "después de la devaluación hubo reaseguradores que se fueron de una región con la que no querían trabajar más y con plata que les quedó en el corralito". Y agregó: "parte eso y parte que cuando arrancamos con esto, los resultados no nos habían favorecidos. Hoy el mercado de campo tiene otra rentabilidad. Hay más conciencia o necesidad de crear volúmenes que necesariamente hay que proteger, y quizás eso haga que aumente la oferta", pronosticó.
Para finalizar, Murphy dijo que no es un problema de precios y que el productor agrícola puede pagar un poco más: "cuando haya coberturas quizás no tan buenas, quizás no tan baratas, pero en lugares donde hagan falta coberturas se van a vender a mucho más".