Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
REASEGUROS
"El hecho de que no llegue la plata a los admitidos puede darse por muchas razones"
Lo dijo Fernando Rodríguez, presidente de la Asociación de Corredores de Reaseguros Argentinos (ACREA), en Pool. Pero aclaró: "Fueron aislados los casos en que los reaseguradores han cancelado una cobertura por falta de pago". Él y Horacio Cavallero, presidente de la Cámara Argentina de Reaseguradoras (CAR), hicieron un balance del nuevo marco normativo de Reaseguros a tres años de su implementación.
19 de diciembre de 2014
Horacio Cavallero, presidente de la Cámara Argentina de Reaseguradoras (CAR), y Fernando Rodríguez, presidente de la Asociación de Corredores de Reaseguros Argentinos (ACREA), hicieron en Pool un balance a tres años de la puesta en marcha del nuevo marco normativo del reaseguro.



Pool Económico: Horacio, ¿qué balance hacen a tres años de la puesta en marcha del nuevo marco normativo del reaseguro, del lanzamiento de las nuevas reaseguradoras locales y del nuevo escenario en general?

Cavallero: Creo que fue positivo. Durante el primer período, sobre todo el primer año, fue caótico en términos de organización de mercado, cuando decidieron sacar toda la parte de reaseguro externo e implicar el reaseguro nacional. Evidentemente, el mercado se adaptó a las necesidades que había impuesto el modelo de gobierno y de la Superintendencia, y el negocio fluyó. Finalmente, hubo cobertura. Muchos reaseguradores internacionales decidieron seguir apoyando a la Argentina. La Argentina entró en este proceso justo cuando el mercado internacional está superhabitario en términos de cobertura, es decir que está blando. América Latina es uno de los pocos continentes que sigue creciendo, y la Argentina, al estar dentro de éste, sigue siendo clave para la agenda de los reaseguradores internacionales. Obviamente ellos están un paso más arriba, porque dan cobertura a nivel de retrocesión, a través de las reaseguradores locales. Estas últimas cubren en el día a día las necesidades de reaseguros de las compañías de seguros. El mercado ya está afianzado. El fantasma de que podíamos quedarnos sin reaseguros y sin cobertura en forma internacional pasó la prueba.

Pool Económico: ¿Cuáles son las principales dificultades que todavía persisten con el nuevo marco normativo del reaseguro?

Cavallero: Hay varias. La primera es que hay que ir construyendo capital para las reaseguradoras y aseguradoras, ya que la estructura de capital es clave para estos negocios. Como segundo punto, una vez fortalecidas estas compañías reaseguradoras locales, tienen que salir al mercado internacional y para eso necesitamos un contexto de país adecuado, para que puedan confiar en las reaseguradoras locales. Tenemos una ventaja: no tenemos riesgos catastróficos como los tienen en toda la Línea del Pacífico. Pero eso no implica que la actividad no sea de capital intensivo. El tercer punto tiene que ver con la coyuntura país: todo lo que tenga que ver con importación de servicio, pasa por un proceso de control del Estado, y eso cada vez es más complejo. Y llegamos a la puerta del Banco Central, quien es quien expide las divisas, y ahí se torna un poco más complicado. Estamos dentro del panorama del contexto macroeconómico.

Pool Económico: ¿Se siguen registrando inconvenientes importantes en materia de pagos de primas al exterior? ¿Cómo está funcionando el agente de pagos y cobros que fijó la Superintendencia de Seguros? ¿Cómo está influyendo esto en la operatoria del brokers de reseguros?

Rodríguez: El agente de cobro y pagos, tema con el cual trabajó mucho la Superintendencia durante los últimos meses para la salida de fondos a través de corredores, recién se puso operativo hace muy pocos días. Nosotros creemos que es un avance muy grande. Estuvimos de acuerdo y acompañamos ese cambio. Lo que querían la Superintendencia y la UIF era tener una trazabilidad de los fondos, es decir, desde que éstos salen del reasegurador local hasta que llegan al admitido. Por dónde pasan. Y si es a través de corredor, estamos todos de acuerdo que tiene que ser totalmente transparente y abierto. Por ello, todos los corredores acompañamos a través de ACREA la conformación de este nuevo paso de la Superintendencia. No hay que olvidar que el Banco Central delegó en la Superintendencia la aprobación de salidas de fondos al exterior. Por tal motivo, la Superintendencia tiene que tener todas las garantías de que está autorizando pagos que realmente va a llegar a los reaseguradores admitidos, y que va a haber una cobertura como contraprestación a ese pago.

Pool Económico: El Superintendente, en nuestro programa anterior, dijo que no se registraban problemas de este tipo. Y, contrariamente, Astelarra, Presidente de la Asociación de Compañías de Seguros, reclamó más fluidez en la posibilidad de contar con las divisas.

Rodríguez: Yo creo que lo podemos separar en dos partes. La verdad es que no hubo cancelaciones por falta de pago. Entre los corredores intercambiamos información y fueron aislados los casos en que los reaseguradores han cancelado una cobertura por falta de pago o que no se han recuperado siniestros por falta de pago. Nosotros en particular no tenemos registrado ningún caso, sabemos que hubo algunos. El hecho de que no llegue la plata a los admitidos puede darse por muchas razones, no solamente porque la Superintendencia no lo aprueba. El proceso de la Súper mejoró muchísimo, Ahora, como dice Cavallero, hay una etapa que tiene que ser autorizada por los bancos comerciales y por el BCRA, que tiene un cupo de 150 a 200, según la semana y según los meses. Eso sí causa un cuello de botella, porque alguien tiene que decir “esto lo pago y esto lo paso a la semana que viene”. Esto sí genera dificultades y atrasos. Es todo un proceso… muchas veces son compañías que no remiten los fondos en tiempo, o que tienen malas presentaciones formales ante la SSN (por los que van y vienen), o, muchas veces, lo que sucede (como en nuestro caso, que son los mismos corredores los que envían tarde la documentación por problemas de la burocracia) es que hay que conseguir un montón de sellos y firmas, después los dictámenes a los auditores, todo el proceso se va haciendo muy lento y si se van estirando los plazos de pago.

Pool Económico: ¿Estos desfasajes pueden dejar un siniestro sin cubrir?

Rodríguez: Sí, como poder, puede suceder. Pero ahí entramos en la interpretación de las cláusulas por falta de pago que tiene cada una de las coberturas para poder observar en qué caso eso corresponde o no.

Cavallero: Creo que hay que insistir mucho en todo el proceso de la cadena, tanto en los que intervienen desde el Ministerio de Economía como desde el Baco Central. Ésta es una actividad muy técnica y hay que empezar a hablar de “saldos netos”. Existe mucho dinero que está entrando también para la compensación de siniestros. Entonces, el “saldo neto” de la balanza es diferente. Hay mucho control sobre la salida de divisas, pero no de cómo están ingresando para el pago de siniestros y comisiones. Por lo menos desde la Cámara estamos insistiendo mucho en que todos los jugadores empecemos a entender cuál es el “saldo neto” y el impacto que tiene esto sobre la economía real, que, en términos de lo que significa la Argentina, es mínimo, pero con un riesgo muy alto.

Rodríguez: Nosotros desde ACREA empezamos a compilar información sobre los recuperos de 2014 por flujo de fondos que ingresaron y salieron del país. Hoy, no contamos con las estadísticas de la Superintendencia sobre la retrocesión. Entiendo que ellos las están procesando. Pero por las estimaciones que tenemos a través de nuestros corredores, sabemos que entraron más divisas de lo que salieron. Por tal motivo, le conviene al mercado y consumidor final que se pague en tiempo y forma, porque en realidad ingresan más fondos como consecuencia de haber pagado bien los premios.

Cavallero: Es una deuda que tiene la Superintendencia para poder controlar en términos de siniestros.

Pool Económico: Ahora la Superintendencia quiere exigir que las reaseguradoras locales retengan el 40% del riesgo, cuando hoy retienen el 15% de las primas. ¿Cómo van a hacer? ¿Esto les implicará tener que integrar mucho capital?

Cavallero: Yo creo que es un ítem más dentro de PlaNeS que se puso como objetivo trabajar líneas del 40%. El condimento de retención tiene muchas miradas, es muy difícil decir el 40% respecto de qué. Respecto de riesgos es imposible, porque el reaseguro necesita, además de capital, dispersión. No podemos pensar que nos vamos a quedar con el 40% del riesgo todas las hidroeléctricas, de todo el sistema de energía, de lo que es petróleo, de una aerolínea de bandera.

Lo que ha quedado claro es que es necesario retener, y eso vale para las compañías de seguros y reaseguros. Pero acá hay riesgo y lo mejor que le puede pasar al país es que ese riesgo esté cubierto. Y, sí: todavía tenemos un déficit. Se hace mucho énfasis en las compañías de reaseguros porque son nuevas, pero las compañías de seguros también necesitan rever, actualizar y pensar en sus esquemas de retención.

Pool Económico: ¿Cuánto tendría que crecer el capital de las reaseguradora para poder retener el 40%?

Cavallero: Infinito. Como está hoy la normativa, se nos pide que retengamos el 10% del capital computable (eso es a nivel de suma asegurable y de exposición). Para lograr el 40% de retención de los riesgos que mencioné, o aún para lograr la retención y la protección de carteras amplias como las que están en las compañías de seguros, el capital sería enorme.

Es un ejercicio, entiendo que salió en el proyecto, pero el énfasis está puesto en que el mercado retenga y no tanto en la línea del 40%.

Pool Económico: ¿Para vos están dadas las condiciones para seguir operando con la solvencia y respaldo de un mercado de reaseguro internacional? ¿Estamos pudiendo llegar al mismo nivel de protección que tenía el mercado previo a la salida del nuevo marco?

Rodríguez: Contractualmente, las compañías de seguros están reaseguradas por compañías de reaseguro local. El contrato de retrocesión entre la compañía de reaseguro local y los admitidos es un contrato separado aunque vinculado. Los reaseguradores locales asumen riesgos y determinan qué parte de eso cubren y de qué manera. El mercado local está cubierto por compañías de reaseguro locales. Después, hay un sistema de retrocesión, porque las compañías de reaseguro locales van al mercado internacional. El mercado internacional que apoya la retrocesión es de primer nivel; son los mismo reaseguradores que venían jugando antes en un escalón más atrás. El security del mercado y la calidad de los reaseguradores participantes siguen siendo de primer nivel.

Pool Económico: ¿Prevén un escenario de fusiones y adquisiciones de reaseguradoras?

Cavallero: Yo observo que toda la estructura de lo que es administración, finanzas, esquemas de reserva y control, son extremadamente pesados. Por tal motivo, las compañías que han hecho un proceso de creación de su reaseguradora cautiva tal vez tengan que repensarlo, ya que seguimos con este proceso de fuerte incidencia en lo que hace a capital, reservas, controles, personal, que es fuerte y muy costoso.

Pool Económico: La Asociación de Corredores de Reaseguros Argentinos (ACREA) tiene ocho empresas fundadoras: los brokers de reaseguros Americals, Aon Benfield, Cooper Gay, JLT Re, Latinbroker, Re Solutions, Guy Carpenter y Willis Re. Viene evolucionando bien. ¿Se integró alguien más?

Rodríguez: Sí, se han integrado el resto de los corredores. Hoy tenemos una representatividad del 97 o 98% de las primas intermediadas a través de corredores. Estamos trabajando en forma conjunta muy bien y esperemos seguir así.