Suscríbase y reciba gratis nuestro newsletter y alertas de noticias en su casilla de e-mail
-
RIESGOS DEL TRABAJO
"De las 10 salas en que está dividida la cámara del Trabajo en Capital, 7 declaran inconstitucional el artículo 39. Las otras 3, acatan la doctrina de la Corte en el caso Gorosito", dijo el abogado Carlos Facal.
1 de enero de 2007
Informe de Pool Económico
· El sistema de Riesgos del Trabajo, creado en 1996, brinda cobertura a 4.700.000 trabajadores pertenecientes a 450 mil empresas.
· Según una encuesta reciente de la Sociedad de Estudios Laborales, el 87 % de las empresas usuarias muestran su satisfacción por el servicio prestado por las aseguradoras de riesgos del trabajo.
· Sin embargo, el sistema ha recibido cuestionamientos en el ámbito jurídico y político.
· Un laberinto de fallos judiciales y el cuestionamiento a los artículos 39 y 46 de la Ley de Riesgos del Trabajo, está socavando las bases del sistema.
· El artículo 39 ya fue declarado constitucional por la Corte Suprema hace dos años, pero aún así el 53 % de las demandas que involucran a las ART se fundan en cuestionarlo.
· En la provincia de Buenos Aires se calcula que este año serán presentadas 3.000 demandas por 183 millones de pesos.
· Por otra parte, el diálogo entre el superintendente de Riesgos del Trabajo, Héctor Verón, y las ART es casi inexistente. Las aseguradoras sostienen que la gestión del funcionario se caracteriza por el reglamentarismo.
· Un punto de fricción ha sido la resolución 490 de la Superintendencia que obliga a las aseguradoras a realizar controles en cada una de las 450 mil empresas afiliadas sobre los agentes de riesgo causantes de enfermedades profesionales.

Para hablar de este tema estuvieron en Pool Económico Jorge Partesano, titular de Soluciones Gerenciadas, y el abogado Carlos Facal.
Los fallos siguen cuestionando el art. 39 (que limita el acceso por la vía civil) pese a que la Corte Suprema ya lo declaró constitucional hace dos años, y van contra el art. 46 (que da intervención a la justicia federal, con lo que habilitaría al trabajador a reclamar en la justicia ordinaria). Se le consultó a Facal sobre cuáles son los motivos de esta situación: "La Corte se ha expedido en dos fallos importantes sobre riesgos del trabajo. En el caso Gorosito el fallo dice que lo que no corresponde es declarar la inconstitucionalidad de la norma en abstracto sin considerar las particularidades de cada caso. Esto hizo que hoy de las 10 salas en que está dividida la Cámara en Capital Federal, 7 hagan un cálculo del monto que hubiesen establecido en el caso concreto y lo comparen con el resultante de la Ley. Si el monto difiere, declaran la inconstitucionalidad. Las otras tres salas acatan la doctrina de la Corte en el caso Gorosito. Esto –aclaró Facal- empezó a pasar también en Tribunales Superiores de la provincia de Buenos Aires y Mendoza". Pero por otra parte, si bien aseguró que es urgente que se ponga luz sobre este asunto, también advirtió que "las consecuencias de estos fallos no están cayendo sobre las ART –que están respondiendo dentro de los límites del sistema-, sino sobre las empresas empleadoras".
A su vez, Partesano agregó que, en su opinión, si bien se ven demandas por los límites, lo cierto es que tendría que haber un piso mínimo indemnizatorio: "deberían modificarse los artículos 717, 45 y 305 porque hay insuficiencia legislativa", dijo.
El superintendente de Riesgos del Trabajo, Héctor Verón, dijo que "el sistema actual es vulnerable a la judicialidad porque tiene muchos flancos que las ART deberían corregir". Respecto de las posibles modificaciones al sistema el abogado Facal destacó: "la modificación tiene que ser integral porque si no los papeles no se pueden llevar a la práctica. Hay que buscar consenso entre todos los involucrados". A su tiempo, Partesano agregó: "el Estado no puede imponerle ni a las empresas ni a las ART una posición absolutista. Tiene que negociar".